domingo, 21 de mayo de 2017

Carimañolas



La carimañola es un plato tradicional de Colombia, y concretamente de la parte Costa Caribe, muy popular para tomarla para desayunar o como aperitivo.
A estas mismas, en el interior andino, se les llama pasteles de yuca y en la capital Bogotá se les añade también huevo duro y arroz.




1 kg de Yuca
4 cucharadas de Harina de millo
1 Cebolla
1/2 Pimiento rojo
1/2 Pimiento verde
1/2 Ají
500 gr de Carne de cerdo/ternera molida
1/2 cucharadita de Cúrcuma
1/3          "    Chili
1/2          "    Coriandro
1/2          "    Comino
1/2          "    Canela
1/2          "    Jengibre
200 gr de Queso fresco de cabra




Pelamos, cortamos la yuca y la cocemos con agua y sal hasta que esté tierna. Una vez hecha, la escurrimos bien y pasamos por un pasapuré.




 A continuación la papilla resultante la amasamos incorporando la harina de millo, hasta obtener una masa elástica. Reservamos en la nevera hasta el día siguiente.




Cortamos la cebolla muy finamente y freímos en un poco de aceite; añadimos el pimiento verde y el pimiento rojo también cortados en dados muy finos.




 Le incorporamos la carne y el ají cortado menudito mientras removemos para que se suelte la carne; le ponemos sal, cúrcuma, coriandro, comino, canela y jengibre.




 Dejamos cocer suavemente hasta que se evapore el líquido. Una vez apagado y se haya templado añadimos el queso cortado en dados y escachado con un tenedor.




Tomamos porciones de masa (yo las hice con un dispensador de helados que tiene forma de huevo)




  Y con la mano ligeramente engrasada le hacemos, con ayuda del pulgar, una "camita" en el centro que  rellenamos con el picadillo; juntamos los bordes de forma que queden sellados y damos forma de huso o de empanadilla.




Freímos en abundante aceite hasta que se doren y los sacamos a un papel absorbente y los servimos acompañados de una salsa.




SALSA MAYONESA CON CILANTRO Y AJÍ

Hacemos una mayonesa tradicional, a la que añadiremos
1 diente de Ajo
1/2 Ají (1 si nos gusta muy picante) o guindilla o jalapeño
2 manojos de Cilantro




Con estas cantidades de yuca me han salido 20 carimañolas, y como me ha sobrado relleno lo he aprovechado utilizando unas obleas.





sábado, 20 de mayo de 2017

Flotatina de bavarois de fresas






Se cumple el 5º Aniversario del blog Desafío en la Cocina, y este mes, "todas las desafiadoras a una", nos han propuesto hacer una tarta de gelatina... pero no una cualquiera, no....¡una Flotatina!....ohhhhhh.
Si he de serles sincera, había visto este tipo de tarta muchas veces, pero no tenía ni idea de su nombre, porque en casa no es que seamos mucho de gelatina.
Después de ver infinidad de ellas por las RRSS, me puse manos a la tarta, intentando conseguir algo que fuese de nuestro agrado, sin seguir ninguna receta concreta y que no pareciese "todo gelatina" y aquí está: una estupenda tarta, nada empalagosa y con la textura interior de una mousse-bavarois de fresa natural, más que rica, riquísima, tanto.... que hubo repeticiones y todo.




Ingredientes:
Para un molde de 25 cm de diámetro con hueco.
750 gr de Fresas de temporada
400 cc de Leche evaporada
400 cc de Leche condensada
400 cc de Nata
12 hojas de Gelatina
Colorante rojo en gel
Gelatina de sabor fresa (para 750 cc)




Se engrasa el molde con ayuda de papel de cocina y se mantiene en el congelador.
Hidratamos la gelatina
Lavamos las fresas, reservamos unas pocas para decorar y el resto las pasamos por la batidora.
Colamos para quitar la mayoría de las semillitas (siempre quedará alguna pero no tiene importancia)




Ponemos de nuevo las fresas en la batidora y añadimos la leche evaporada, la leche condensada batiendo continuamente, para añadir finalmente la nata y darle un par de vueltas más en la batidora.
Calentamos un poco de esta mezcla y una vez retirada del fuego, deshacemos la gelatina bien escurrida en ella.
Vamos añadiendo el resto del puré de fresas removiéndolo bien; lo separamos en tres porciones iguales 
1) en el primero dejamos la mezcla tal como está
2) en el segundo le ponemos un poco de colorante 
3) en el segundo le ponemos el doble de colorante que en el 2)




Sacamos el molde del congelador y vertemos la mezcla (1) con cuidado de no salpicar las paredes del molde y lo guardamos en la nevera durante 35-40 min




Pasado este tiempo echamos la mezcla (2) con la precaución de que no caiga bruscamente sobre el anterior y volvemos a enfriar, esta vez unos 45 min





Finalmente echamos el (3) igualmente con cuidado y también enfriamos; ahora ya lo dejaremos en la nevera  durante 4-6 horas.




Hacemos la gelatina de fresas, siguiendo las instrucciones del fabricante con suficiente antelación, para que cuando el relleno esté cuajado, la gelatina ya este totalmente fría, a temperatura ambiente.




Separamos con mucho cuidado la gelatina del borde del molde, con la yema del dedo humedecida en agua o con ayuda de una espátula e inclinando el molde ligeramente vamos echando la gelatina de fresa poco a poco por los lados y por el centro (en este caso el molde tiene un agujero central). hasta que veamos que el relleno empieza a flotar.




Lo metemos de nuevo en la nevera y esperamos 1 hora, para echar el resto de la gelatina y que cubra todo; lo dejamos enfriar toda la noche.




Para desmoldarlo, separamos con cuidado los bordes y volcamos sobre el plato pastelero, adornamos con un poco de nata y las fresas que anteriormente habíamos reservado.




¡Espero que les guste tanto como a nosotros!




Para ver el resto de las preparaciones de los componentes del grupo, solo tienen que pinchar en el logo






miércoles, 17 de mayo de 2017

Pasta cresta de gallo con jamon y parmesano





Ingredientes:
Pasta "Cresta de gallo"
1 Cebolla
4-5 Tomates maduros
200 gr Jamón cocido
2-3 hojas de Salvia
1 cucharada de Pimentón dulce
Queso parmesano
Salsa de tomate casera o tomate frito




Cortamos la cebolla en dados y la freímos hasta que esté transparente y sin dorarla demasiado; añadimos los tomates pelados y troceados.
Cuando tengamos casi hecha la salsa añadimos la salvia picada, el pimentón y la sal, lo dejamos unos minutos e incorporamos la salsa de tomate casera .




Mientras cocemos la pasta siguiendo las indicaciones del fabricante, aunque siempre le quito un par de minutitos para que se quede más al dente y no se deshaga.
Añadimos a la salsa el jamón cortado en taquitos y el queso rallado en el momento; escurrimos la pasta y mezclamos todo.
Hoy lo he presentado en cazuelitas individuales, porque era un día especial.......¡el día de las abuelas!








martes, 2 de mayo de 2017

Quiche Lorraine





Quiche se le dice a una tarta salada que proviene de la región francesa de la Lorena, lindante con Alemania (allí se llama kuchen), y en el dialecto de la zona lo pronuncian kishe  o  Quiche. Inicialmente aparece en Nancy llevando solo masa brisa (quebrada) huevos y crema fresca (nata) más tarde se le añadirían taquitos de beicon y queso gruyere, que es como ha llegado a nuestros días.




Ingredientes:
1 plancha de Hojaldre o masa Brisa
1 Cebolla
250 gr de Beicon
5 Huevos
150 gr de Queso rallado
300 cc de Nata




Doramos la cebolla cortada en dados menudos y cuando esté hecha añadimos el beicon en dados hasta que  haya soltado la grasa. Escurrimos en un colador y calentamos el horno a 190º-200º
Forramos un molde con papel de hornear y la masa hasta el borde.
Batimos los huevos con el queso rallado y añadimos la nata (no es necesario poner sal, que ya  lleva suficiente el beicon)
Juntamos todos los ingredientes y rellenamos el molde, que horneamos durante 30 minutos aprox.
Dejamos que se temple unos minutos y desmoldamos. ¡Buen apetito!






jueves, 20 de abril de 2017

Souffle- Sufle de gorgonzola y champiñones




En el grupo Desafío en la Cocina, como cada día 20, nos disponemos a hacer el desafío, el nº 52 , esta vez a propuesta de Rocío: Un Suflé o Souffle salado.
Su nombre proviene del verbo souffler, que en francés significa hinchar o soplar y soufflé significaría hinchado o soplado.




Básicamente consiste en una salsa bechamel a la que se añaden diversos ingredientes ya sean dulces o salados y se le incorporan claras de huevo batidas a punto de nieve, lo que hace que una vez horneadas casi duplican su volumen.





Ingredientes:
60 gr de Mantequilla
80 gr de Harina
200 ml de Leche
200 ml de Vino blanco
3 Yemas
200 gr de queso Gorgonzola
200 gr de Champiñones frescos
3 Claras de huevo
4 hojas de Albahaca
Sal
Nuez moscada




Calentamos la leche con el vino, la sal y la nuez moscada.
Derretimos la mantequilla y añadimos la harina removiendo de forma que no queden grumos y sin que llegue a dorarse.
Vertemos los líquidos y movemos hasta que quede una masa homogénea y dé un hervor.
Desmenuzamos el queso Gorgonzola y troceamos finamente los champiñones una vez que los hayamos limpiado y los mezclamos con la preparación anterior.




Cuando se temple un poco añadimos  las yemas una a una sin dejar de batir y sin poner una sin que se haya integrado la anterior.
Engrasamos los moldes (en este caso son individuales) y calentamos el horno a 200º




Rectificamos de sal y nuez moscada y batimos las claras a punto de nieve y las mezclamos con la masa del suflé.
Rellenamos los moldes hasta la mitad de su capacidad y horneamos a baño María durante 25-30 minutos. Se suelen tomar inmediatamente después de sacarlos del horno.




El próximo desafío, que será dulce, nos lo propone







domingo, 16 de abril de 2017

Quindim- Quindâo



Cocinas del mundo nos lleva este mes a Brasil y la receta que he elegido para hacer es el Quindim o Quindâo; es un postre que se elabora a partir de yemas de huevo, azúcar y coco.
La combinación de azúcar con el coco se supone que fue creada por los esclavos procedentes de Africa en el siglo XVII en la zona nordeste donde había grandes plantaciones de cocos.




Ingredientes
Para 10 uds
200 cc de Leche de coco
100 gr de Coco rallado
10 Yemas de huevo
225 gr de Azúcar
30 gr de Mantequilla




Colocamos las yemas en un colador, las rompemos y dejamos que se vayan filtrando.




Hidratamos el coco rallado con la leche de coco y calentamos la mantequilla lo justo para que se ponga líquida.
Engrasamos los moldecitos y los espolvoreamos con azúcar.
Mezclamos el azúcar con la mantequilla y con el coco y le añadimos las yemas, mezclando todo suavemente sin batir.




Calentamos el horno a 180º




Rellenamos los moldes y los colocamos en un recipiente para horno en el que pondremos agua hirviendo que cubra hasta la mitad de los moldes y dejamos hornear durante 20-25 minutos, serán suficientes para este tamaño de molde.




Cuando estén fríos, los mantenemos en la nevera hasta que vayamos a consumirlos.






Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...