lunes, 30 de noviembre de 2015

Repollo gratinado con tomate y salchicha



Ahora, cuando bajan las temperaturas unos graditos, es cuando apetecen estos platos de cuchara tan ricos y tan sencillos, que sientan .de maravilla




Ingredientes:
1 Repollo bien hermoso
1 Cebolla
4 lonchas de Beicon
3 Tomates
1 taza de Salsa de tomate casera
5 rodajas de Salchicha Schinkenfleischwurst  (por comensal)
Queso Grana Padano rallado




Se pone agua a hervir con sal, se corta el repollo en octavos, quitando el tallo y separando las hojas y se cuece durante 45 minutos aproximadamente.
Mientras pochamos la cebolla y a continuación el beicon picado; pelamos los tomates y troceamos y los añadimos, dejando cocer todo unos quince minutos.
Agregamos la salsa de tomate, removemos bien para ligarlo todo y rectificamos de sal.




Escurrimos muy bien el repollo, procurando que no quede nada de agua y añadimos la fritura, mezclando todo muy bien.
Colocamos el repollo en unas cazuelitas, cortamos unas rodajas de salchicha (para ser más exactos, es un embutido cocido, de cerdo) para colocar encima y espolvoreamos con el queso rallado.
Lo gratinamos a máxima potencia durante 10 minutos.



jueves, 26 de noviembre de 2015

Rosquillas de anis





Creo que son las rosquillas de......toda la vida, vamos,  las que recuerdo desde bien pequeña y  que se hacían en casa y en la casa de mis amigas.




Ingredientes:
4 Huevos
500 gr Harina
200 gr Azúcar
50 ml Leche
20 ml Anís
Ralladura de limón
6 c/s Aceite
Sal 
1 sobre de Levadura en polvo
1 cucharada de Matalauva/Anis en grano
Aceite de girasol para freír
Azúcar glas




Se baten bien los huevos con el azúcar, hasta conseguir una crema espesa y blanquecina; a continuación se agrega, siempre batiendo, la leche, el anís, la ralladura de limón, la sal y el aceite.
Por último incorporamos la matalaúva y la harina mezclada con la levadura, añadiéndola  de poco en poco, hasta conseguir una pasta uniforme.
Si vemos que no es muy manejable la pondremos una hora en la nevera.
Podremos hacerlas de dos formas: bien haciendo unas bolitas y agujereando el centro o bien haciendo unos palitos haciendo rodas la masa entre las palmas de la mano y luego uniendo los bordes. Yo prefiero esta última, porque luego crecen al freír y el centro casi desaparece.
También es aconsejable ir haciéndolas a medida que se van friendo, en aceite no demasiado caliente, para que no se arrebaten de color y se hagan bien por dentro.
Al sacarlas y dejarlas enfriar un poco, las espolvoreamos con azúcar glas.





viernes, 20 de noviembre de 2015

Arepas andinas de Táchira



Cuando Carolina nos propuso hacer unas arepas para el 37º Desafío en la Cocina, me dio una gran alegría porque les diré que aquí, en Canarias, a Venezuela le llaman la octava isla (muchos canarios emigraron y se establecieron allá desde el siglo xv) y porque este es uno de los platos más representativos de aquel país.
Básicamente son unas tortitas, que también llaman "changas", hechas con harina de maíz precocida, a las que se les da forma redondeada y plana, y que luego, una vez cocinadas, se rellenan; para ello existen infinidad de rellenos, ya sean dulces o salados.
El nombre de la arepa viene de un utensilio, a modo de una plancha de barro curvado en el que se asaban, llamado aripo, que ya utilizaban los indígenas hace siglos.            
A la hora de elegir cuales haría, me decanté (gracias a las amigas venezolanas) por unas de la zona de Táchira, cercana a los Andes, porque me parecieron mucho más sabrosas y además les podría incorporar un queso de las islas, que tanto nos gusta: el resultado ha sido más que excepcional.....desde luego, todo un éxito.




Ingredientes para 12
Para el relleno:
500 gr de Carne de res (falda)
3 Cebollas
3 Zanahorias
1 Pimienta palmera
1 Pimienta picona
1 cucharada de Ají seco
6 dientes de Ajo
3 Tomates
1 cucharada de Comino molido
1 vaso de Vino blanco




Cortamos la carne en contra del sentido de la fibra en trozos de 5 cm aproximadamente y ponemos a cocer con una cebolla partida en cuartos, las zanahorias, y 3 dientes de ajo. La dejamos hasta que esté bien tierna. 




Escurrimos la carne, guardando el caldo y cuando esté fría, procedemos a deshilacharla lo más finamente posible y reservamos.




Ponemos a remojo la pimienta palmera; pelamos y troceamos la cebolla y la freímos con un poco de aceite; añadimos los ajos picados finos y la pimienta picona cortada en tiras y sin semillas.




Cuando esté bien sofrito, le ponemos el vino y dejamos reducir; a continuación le añadimos el tomate pelado y troceado, la pulpa de la pimienta palmera, el ají y el comino; finalmente la sal y dejamos cocer, añadiendo de vez en cuando un poco del caldo que teníamos reservado. 




Cuando tengamos la salsa a punto, le incorporamos la carne mezclando bien y dejando cocer a fuego suave, añadiendo más caldo a medida que se vaya evaporando.




Ingredientes
Para las arepas
2 tazas (desayuno) de harina de maíz pre cocida
2 tazas de agua
1/4 taza de leche
1 cucharada de Sal
2 cucharadas de Mantequilla
1 Huevo
3 cucharadas de Aceite de oliva
150 gr Queso palmero semicurado con gofio, rallado




Calentamos el agua a 40º, añadimos la leche y dejamos que se disuelvan la mantequilla y la sal.




Añadimos la harina, trabajando  para que no queden grumos, incorporamos el huevo con yema y clara, mezclando bien; echamos el aceite de oliva y seguimos trabajando. Si vemos que la masa queda muy suelta le pondremos un poco más de harina y si sucede lo contrario pondremos un poco más de agua con leche.




Quitamos la corteza del queso, lo rallamos finamente y se lo añadimos a la masa. El resultado es una masa ligera, pero que se puede moldear fácilmente.




Colocamos un film transparente sobre la zona de trabajo, para evitar que se peguen y procedemos a formar las arepas; comenzamos haciendo unas bolas, que luego aplastamos hasta darles las forma de galleta grande y con un grosor de un cm y medio, para esta operación nos engrasamos ligeramente las manos.




Calentamos una sartén, a la que habremos engrasado con una muñequilla, y ponemos a cocinar las arepas de tres en tres a fuego lento, para que se hagan bien por dentro y al final le aumentamos el calor para que se doren (el queso hará que se forme una deliciosa capa crujiente e intensifica el sabor final de la arepa). Las ponemos a escurrir en papel absorbente.




Con ayuda de un cuchillo bien afilado, abrimos las arepas a la mitad, manteniendo una mitad cerrada, pero llegando al fondo en el interior.




Rellenamos generosamente con la carne mechada  hasta el fondo y envolvemos en una servilleta, lo que nos ayudará a la hora de manipularla y comerla.



¡Buen apetito!





 Al pinchar en el logo de Desafío en la Cocina, podrán ver todas las versiones de arepas de los componentes del grupo.
Nuestro próximo Desafío será dulce y nos lo propondrán las hermanas de La Cocina de Camilni.


viernes, 13 de noviembre de 2015

Fajitas de pollo con pimiento





 Un menú rápido y fácil para un día de muchas prisas: Unas fajitas, en este caso de pechuga de pollo.




Ingredientes:
2-3 Pechugas de pollo
2 Cebollas
1 Pimiento verde
1 Pimiento rojo
2 Zanahorias
1 cucharada de cúrcuma
1 cucharada de ají
1 cucharada de coriandro
1 cucharada de 5 especias




Cortamos las cebollas en juliana fina y las ponemos a pochar en una sartén con unas gotas de aceite; añadimos las zanahorias y los pimientos cortados de igual forma y lo salamos todos ligeramente.




En un wok, ponemos una cucharada de aceite y añadimos las especias previamente a echar las pechugas de pollo cortadas en tiras.
Rehogamos a fuego vivo sin dejar de moverlas durante unos cinco minutos, para que se doren sin que se tuesten.




Le añadimos las verduras que ya estarán al dente.




Unimos todo y probamos de sal. Procedemos a rellenar las tortitas y ¡a darnos un festín!






miércoles, 4 de noviembre de 2015

Bacalao con garbanzos



¡Un buen bacalao y unos buenos garbanzos, hacen un mejor plato!




Ingredientes:
4 Porciones de lomo de bacalao seco
500 gr de Garbanzos
2 Cebollas
3-4 dientes de Ajo
1 Pimiento rojo
1 Pimiento verde
3 Tomates rojos y maduros
2 vasos de Vino blanco
1 Pimienta palmera o 1 Ñora
1 ramita de Romero
1 cucharadita de Comino molido
Harina para rebozar




Ponemos a remojo el bacalao al menos 36 horas (más, si es grueso) antes en agua en la nevera, cambiándola unas 4 veces en este tiempo.
La noche anterior, también ponemos a remojo los garbanzos con agua tibia y una pizca de sal.
Al día siguiente ponemos a cocer los garbanzos en agua hirviendo con 1/2 cebolla y un poco de perejil y comino, espumándolos de vez en cuando y añadiendo agua caliente si es necesario. Hacemos un sofrito con las cebollas cortadas en dados, los ajos menuditos, los pimientos en dados y finalmente los tomates pelados y troceados; añadimos las hierbas y el vino, dejando que reduzca. Le incorporamos la pulpa de la pimienta palmera previamente remojada.
Cuando los garbanzos lleven 30 minutos de cocción, les retiramos casi toda el agua (sin tirarla), le ponemos la sal y les añadimos el sofrito para que se vaya haciendo todo junto a fuego lento. 





Escurrimos bien el bacalao secándolo con papel de cocina y lo doramos brevemente en una sartén y lo colocamos en una fuente refractaria un poco alta, para que pueda quedar bien cubierto el bacalao.
Calentamos el horno a 200º con calor envolvente.
Cubrimos el bacalao con los garbanzos y lo horneamos  durante 20 minutos; dejamos reposar unos minutos más fuera del horno y servimos.
¡Buen apetito!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...